Waymo

Si todavía queda alguien en este lado del Universo que no sabe que es el Tiempo y no el Dinero lo más importante en nuestro breve paso por la existencia, los de Waymo han venido a recordárnoslo.

La empresa Waymo es la filial de Google dedicada a desarrollar sistemas para vehículos eléctricos y autopilotados, esos locos que hundirán el mercado automovilístico porque conseguirán que dejemos de hipotecarnos comprando un coche.

Por si todavía aparece algún escéptico (sí, el hombre ya llegó a la Luna y en breve estará en Marte), se trata de una disrupción del nivel y calado equivalente a la aparición del motor de gasolina que eliminó en pocas décadas a los medios de transporte de tracción animal a principios del SXX (mira la obra de Tony Seba y lo tendrás más claro).

Imagina usar la app de Google Maps para decirle dónde deseas ir y cuándo, pero sin tener un coche propio ni depender de terceros. Y entonces llega un coche autónomo a la puerta de tu casa, o a tu trabajo, o donde estés, listo para llevarte. Sin preguntas, sin tener que aparcarlo, sin tener que prestar atención al tráfico y sin sufrir atascos. Tú a tu rollo, aprovechando todo ese tiempo que ahora tiras a la basura girando, frenando y acelerando…